martes, 9 de diciembre de 2008

EDEN LAKE (James Watkins, 2008)













EDEN LAKE


AÑO: 2008
PAÍS: REINO UNIDO
DIRECCIÓN: JAMES WATKINS
PRODUCCIÓN: CHRISTIAN COLSON, RICHARD HOLMES
PROTAGONISTAS: KELLY REILLY, MICHAEL FASSBENDER, THOMAS GILL, JACK O´CONNELL, THOMAS TURGOOSE, JUMAYN HUNTER, FINN ATKINS, BRONSON WEBB.


ARGUMENTO:

Una joven pareja decide pasar un fin de semana en un apartado y solitario lugar llamado “Lago Edén”, rodeados de un espeso y majestuoso bosque. Junto a ellos, aparece una pandilla de niños quienes, desde que se instalan, comienzan a hostigar a la pareja. La tensión que se produce va creciendo y pronto ambos adultos serán presa de la violencia y odio del grupo de adolescentes.


COMENTARIO:

Tras visionar EDEN LAKE me quedé pensando en el mundo en que vivimos. Porque está película no sólo trata sobre adolescentes marginales de la sociedad, llenos de odio y desinterés por el ser humano, también habla sobre los adultos y su locura por hacer de esta realidad un sitio netamente material y desechable, es decir que aparte de lo mercantilizado que está lo tangible, de igual manera lo intangible (sentimientos, valores, emociones) se han ido volviendo una moneda de cambio, desatando consigo la incomunicación de todos. Parece una reflexión algo grave, pero da bastante pena el ver como ya nada tiene importancia y cada persona vive en su metro cuadrado. Es por ello, que la guía necesaria de un padre o una madre se va diluyendo en medio de un desierto de imágenes huecas y afectos plásticos. Yo lo veo todos los días, y además lo he vivido de cerca, ya nadie se interesa por nadie y la única forma de expresarse y tener la garantía que te escuchen, es a través de la violencia y agresión, de todo lo que signifique una transgresión tóxica (no una de carácter artístico expresivo).
EDEN LAKE es la historia de una pareja que decide ir a un sitio en medio de la naturaleza que pronto se convertirá en un lugar urbanizado y frío. Allí se toparán con un grupo de niños abúlicos de la vida, que no encuentran mejor forma de hacerse notar que haciendo y haciéndose daño…
Lo que por lógica los adultos entienden por respeto de parte de los niños, se hace palpable por medio de la rebeldía y la agresión fácil. El paraíso de fin de semana, se vuelve para esta pareja en un infierno impensado y real. Sí, porque el material desde donde surge la esencia del film es un cuadro que a diario vemos y vivimos en las calles de nuestras ciudades y pueblos. El largo está lleno de momentos crueles y crudos, escenas bien logradas (la tortura del tipo a manos de la pandilla, la muerte en medio de las llamas de otro personaje, los padres hijos de puta de uno de los niños) y que seguro tocarán la sensibilidad de muchos espectadores… pero de que todos nos sentiremos identificados, eso lo doy firmado…
Los recursos técnicos están a buen nivel, la dirección es correcta y las interpretaciones sobresalientes. Esta peli ES UNA GRAN PELÍCULA por su desarrollo fílmico pero también porque logra, a través de un relato de tensión creciente, emerger una de las tantas realidades de nuestro mundo: el desarraigo y la violencia como lenguaje.
Atrapa de principio a fin y es por ello que no desmenuzaré más del argumento. Sólo hay que verla ya que es un placer orgásmico remecedor…
Una pregunta final ¿hay algo que valga la pena?...sinceramente temo responder…

RECOMENDABLE POR SU BRUTAL REALIDAD SENSORIAL Y SU SURREALISTA POESÍA DESGARRADORA…