viernes, 28 de noviembre de 2008

LA TERZA MADRE/ MOTHER OF TEARS (Darío Argento, 2007)













LA TERZA MADRE


AÑO: 2007
PAÍS: ITALIA
DIRECCIÓN: DARÍO ARGENTO
PRODUCCIÓN: DARÍO ARGENTO, CLAUDIO ARGENTO.
PROTAGONISTAS: ASIA ARGENTO, CHRISTIAN SOLIMENO, ADAM JAMES, MORAN ATTIAS, VALERIA CAVALLI, PHILIPPE LEROY, DARÍA NICOLODI.



ARGUMENTO:

El descubrimiento de un cofre con objetos que pertenecieron a la última de las tres brujas Mater Lacrimarum es enviado al museo de Viterbo en Roma. Allí, una estudiante de restauración de obras arqueológicas llamada Sarah (Asia Argento) descubrirá que aquella bruja no es sólo un recuerdo y que su poder maligno se extiende por toda la ciudad, develando una violencia inusitada en todos los seres humanos (espiritual y sexual), por lo que debe hacerle frente, ayudada por el espíritu de su madre (una bruja blanca) interpretada por Daría Nicolodi.


COMENTARIO:

Hablar de Darío Argento es hablar de una gran parte del cine italiano de terror y específicamente del Giallo. A pesar de que no es el creador de este subgénero, sí es un autor que aportó lo suyo y que elevó a categoría internacional el cine italiano de los setenta. Como olvidar sus grandes obras: EL PAJARO DE LAS PLUMAS DE CRISTAL (1970), EL GATO DE NUEVE COLAS (1971), ROJO PROFUNDO (1975), SUSPIRIA (1977), INFERNO (1980), TENEBRE (1982), PHENÓMENA (1985)… la lista es larga y contundente, aun cuando reconozco que el Argento de fines de los ochenta en adelante no es el Argento de la década de los setenta. Hay un mar de diferencia… un mar de creatividad y pasión… no puedo ser tajante y afirmar que Argento no siente pasión hoy en día, pero es indesmentible que su fuerza creativa está muy desgastada y ya sólo se sostiene por su marca registrada.
LA TERZA MADRE viene a terminar un ciclo que se abrió con SUSPIRIA E INFERNO, en ambas Argento despliega una historia atrapante sobre la existencia de tres brujas hermanas que durante siglos han reinado en el mundo y han convertido a los seres humanos en meros títeres de sus retorcidas mentes. En SUSPIRIA fuimos testigos de la mejor obra de Argento, donde Mater Suspiriorum (residente en Friburgo) era la protagonista… luego vendría INFERNO donde Mater Tenebrarum (Nueva York) sería la dueña del rol principal. Y se cierra el ciclo con Mater Lacrimarum en LA TERZA MADRE, ambientada en Roma y filmada con casi treinta años de diferencia de sus predecesoras…
Tenemos que SUSPIRIA ES UNA OBRA MAESTRA por su estilo visual, su fotografía llena de colores, sus interpretaciones (aunque para mi es en este punto donde cojea un poco), su música, su dirección de arte…en fin, SUSPIRIA es fuera de serie. Tres años después Argento lleva a la pantalla grande INFERNO, una historia ambientada en Estados Unidos, que conserva lo bueno de la anterior y le da más profundidad al relato. Sin embargo, Argento luce algo desgastado y la película no alcanza el nivel de la anterior.
LA TERZA MADRE fue filmada entre 2006 y 2007, en varias locaciones de Italia, con un guión de encargo, ya que Argento había desechado la historia original escrita por Daría Nicolodi, gran actriz y escritora, y uno escrito por el mismo en 2003. Finalmente los guionistas Jace Anderson y Adam Gierasch fueron los que dieron cuerpo a la historia final y son los que aparecen junto a Argento en los créditos. Además el director italiano contó con la colaboración (en un rol pequeño) de su ex –mujer Daría Nicolodi y de la hija de ambos Asia Argento, actriz de gran recorrido en el cine fantástico e independiente.
Y el resultado… UNA DECEPCIÓN… yo juro que soy un gran fan de Argento, he gozado con sus obras anteriores pero, por lo mismo, siento la obligación de decir la verdad: LA TERZA MADRE ES UNA PELÍCULA DEFICIENTE, nunca me pareció una historia contundente y clara, más bien creo que se notó la excesiva cantidad de manos por la que pasó el guión. No tiene golpes de suspenso, su interés va decreciendo conforme transcurren los minutos, surgen personajes que no aportan nada, más bien rellenan mediocremente… la edición es malísima… deja al descubierto montones de baches y le quitan fluidez al largo… la dirección de Argento es muy pobre y se ciñe a planos casi televisivos, poco estimulantes y lejos de la contundencia estética que nos ofreció antaño. Las interpretaciones son forzadas y nada creíbles… para mi sorpresa Asia Argento luce muy sobreactuada lo que resta fuerza a la peli ya que es ella quien carga con la historia…en cuanto a los efectos especiales, hay de dulce y agraz: buenos momentos como cuando el personaje interpretado por Valeria Cavalli (Marta) es empalado desde la vagina hasta la boca o cuando en plena bacanal de magia negra torturan a personas con cuchillos y golpes... y malos momentos como la primera víctima a la que le trituran la boca y le abren los intestinos (demasiado cutre) o cuando una mujer arroja a su bebé por un puente (¡si se nota a la legua que es un muñeco!)… ¡maldición! Yo no tengo nada en contra de los efectos cutre, es más hasta hay veces en que me agradan, ya que prefiero valorar la peli por lo que me hizo sentir, pero en esta ocasión no puedo… simplemente porque no estuvo a la altura y porque es Argento…Quizá lo único rescatable fue la música del siempre correcto Claudio Simonetti, autor de varias obras para películas anteriores de Argento…
ESPERO QUE DARÍO ARGENTO MEJORE LA PUNTERÍA CON SU PRÓXIMA OBRA: GIALLO…

EN VERDAD Y DE CORAZÓN: MALA…
ACEPTABLE SI SE VE CON LOS OJOS CERRADOS…