lunes, 24 de agosto de 2009

FRANKENSTEIN CREÓ A LA MUJER (Terence Fisher, 1967)















FRANKESTEIN CREÓ A LA MUJER


AÑO: 1967
PAÍS: REINO UNIDO
DIRECCIÓN: TERENCE FISHER
PRODUCCIÓN: ANTHONY NELSON HAYS
PROTAGONISTAS: PETER CUSHING, SUSAN DENBERG, THORLEY WALTERS, ROBERT MORRIS, PETER BLYTHE.


ARGUMENTO:

Un joven es acusado injustamente de asesinato (al padre de su enamorada) y condenado a la guillotina, igual que su padre cuando él era un niño… la cosa es que el muchacho está profundamente enamorado de la hija de la víctima (una niña tímida y apocada por su desfigurado rostro y algunas limitaciones físicas), cuyo padre era el dueño de un restaurante y donde los reales victimarios fueron un grupo de tres jóvenes aristócratas que intentaron robarle… es aquí donde el personaje del barón Frankenstein entra en escena, ya que secundado por un viejo médico del poblado, realiza sus experimentos sobre la vida y muerte, partiendo de una pregunta ¿es posible sustraer el alma de un recién fallecido y transplantarla a un cuerpo vivo o muerto?... y ve en la muerte de este joven y en la de su amada (la niña se suicida tirándose al río) una instancia para comprobar dicha teoría, la que, a la larga, se transformará en un arma de venganza por parte del muchacho, quien, en el cuerpo de su amor, irá tras los pasos de los verdaderos culpables…


COMENTARIO:

La Hammer se especializó en cine fantástico de terror y elevó a categoría de clásicos a un grupo selecto de actores que quedaron para siempre en la retina de los seguidores de nuestro maravilloso género, es el caso de Peter Cushing, un actor británico que es recordado por sus interpretaciones de Van Helsing en las innumerables cintas sobre Drácula y por algunos filmes donde él era el protagonista y que se basaban en otros monstruos de antología… esta película de 1967 es una muestra de ello, ya que Cushing se lleva todo el peso del metraje interpretando al barón Frankenstein, quien es un científico loco obsesionado por crear vida y por vencer a la muerte… es así como llega a utilizar dos cadáveres jóvenes unidos por una tierna historia de amor para sus transgresores propósitos, sin sospechar que este surrealista experimento traerá como consecuencia un acto de venganza despiadada…
La cinta es muy entretenida, de eso ni dos opiniones, además cuenta con una calidad técnica de gran nivel, una fotografía atractiva, decorados austeros pero muy bien ambientados, actuaciones de alto vuelo, una dirección de Terence Fisher con oficio y talento y un guión estructurado de manera coherente, lleno de matices emocionales y preguntas existenciales…
Una de las mejores películas que he visto de la Hammer y la mejor actuación de Peter Cushing en toda su carrera… quizá estoy exagerando, pero en estos momentos siento eso… lo que sí es seguro es que nunca destiñó en sus roles y siempre nos transmitió la fantasía de los mundos a los cuales nos transportó… ojo con la actriz de origen sueco Susan Denberg, quien un año antes de rodar este filme había sido miss Playboy y era una de las mujeres más deseadas de la época... lamentablemente su vida estuvo marcada por la tragedia (intentos de suicidio), aunque ahora vive con tranquilidad en Austria...

UN CLÁSICO DESCONOCIDO PERO NO MENOS IMPORTANTE DENTRO DEL FANTÁSTICO DE LOS SESENTA Y DENTRO DE LOS TÍTULOS MÁS COMPLETOS DE LA HAMMER…