martes, 8 de septiembre de 2009

SOLOS / DESCENDENTS (Jorge Olguín, 2008)
















SOLOS (DESCENDENTS)


AÑO: 2008
PAÍS: CHILE
DIRECCIÓN: JORGE OLGUÍN
PRODUCCIÓN: ANA MARÍA AGUILAR
PROTAGONISTAS: CAMILLE LYNCH, CAROLINA ANDRADE, CRISTOBAL BARRA, KARINA PIZARRO, ROSA LUZ RAMOS, NICOLÁS LÓPEZ, PATRICIA LÓPEZ.


ARGUMENTO:

Camille es una niña de 9 años que deambula por un futuro apocalíptico donde todo ha sido devastado y donde sólo quedan los recuerdos, vagos, polvorientos y hechos con el material de la violencia… frente a ella militares y científicos que asesinan y experimentan con los seres humanos de una forma brutal, lo que los transforma en zombies… claro que existe un detalle a considerar: no atacan a los niños pero se desquitan con todo aquel que lleve la violencia en su sangre… Camille conocerá a un grupo de niños con los que recorrerá kilómetros de desolación hasta llegar a un rincón de su mejor fantasía… o pesadilla…


COMENTARIO:

Ya ganas tenía de ver este nuevo filme de terror fantástico chileno, creación del ícono nacional Jorge Olguín, un realizador que fue el primero en abrir brecha sobre el cine de terror en estas tierras y que con sólo dos filmes se ha consolidado como uno de los directores más promisorios de Latinoamérica… en 2000 Olguín estrenó ANGEL NEGRO (ya comentada en el blog) con buena aceptación y donde planteaba una historia mezcla de giallo y slasher sobre la aparición fantasmal de una joven que había sido asesinada años atrás por un grupo de amigos de colegio… luego vino SANGRE ETERNA que con mayor presupuesto le dio la posibilidad a Olguín de entregar un producto más sólido y contundente en materia de efectos especiales no así en cuanto a guión y puesta en escena… y ahora nos encontramos con SOLOS, una cinta realizada en 9 días, hecha en formato digital y que a todas luces denota un presupuesto bajo donde se privilegió el maquillaje y el tratamiento estético… ahora ¿cuál es el verdadero resultado?... sin arrojarme ser el dueño de ese pedazo de relatividad diré que la película es un ejercicio visual interesante que entrega algunas escenas inquietantes de un futuro o digamos un presente de destrucción y donde la violencia es la reina madre… los seres humanos unas viles mascotas de la intolerancia y la muerte en vida… me recordó mucho el fatídico periodo de la dictadura militar que tanto nos golpeó y donde las personas eran asesinadas como cucarachas sin razón ni sentimiento… esa esencia de estupidez es la que bien refleja SOLOS, dándole a la cinta un perfume local dentro de la proyección internacional que debe tener la película, además posee un aspecto que algunos han considerado de importante, pero yo digo que es primordial: el hecho de que los zombies sean la metáfora de lo negativo de los adultos, se atraen por su maldad y se muestran como seres que no advierten la presencia de los niños, de la verdadera inocencia y pureza… aunque el filme no es una obra de excepción, si guarda cierto parentesco con la propuesta de George Romero en cuanto a su visión social del tema, más allá del mero efectivismo de terror (aunque sea muy a lo lejos) ya que jamás logra mantener un nivel progresivo argumental de la historia… Olguín sólo menciona pero no profundiza en el abanico que él mismo despliega y eso es muy frustrante… la puesta en escena es pobre y el guión se debate entre recuerdos (flashbacks) sin conexión y el largo peregrinar de Camille junto a los niños hacia una tierra prometida… que resulta ser un verdadero cuadro surrealista delirante…
En resumen, SOLOS tiene ciertas cosas que destacar pero carece de fuerza y tensión, ingredientes esenciales en el fantástico de terror y eso es imperdonable… de los tres filmes de Olguín este ocupa un nivel solo suficiente, lo que es poco para un cineasta que denota talento pero que no ha dado con el palo al gato en cuanto a un buen guión que explote todas sus virtudes… ojala que sea su próximo filme sobre el mito Chilote del Caleuche ese gran batatazo...

PRIMERA CINTA ZOMBIE CHILENA QUE MÁS PARECE UN EJERCICIO EXPERIMENTAL LIMITADO QUE UNA CONTRIBUCIÓN AL SUB-GÉNERO DE CULTO QUE REPRESENTA…