sábado, 27 de junio de 2009

ERASERHEAD (David Lynch, 1977)













ERASERHEAD


AÑO: 1977
PAÍS: ESTADOS UNIDOS
DIRECCIÓN: DAVID LYNCH
PRODUCCIÓN: DAVID LYNCH
PROTAGONISTAS: JACK NANCE, CHARLOTTE STEWART, ALLEN JOSEPH, JEANNE BATES, JUDITH ANNA ROBERTS, LAUREL NEAR.


ARGUMENTO:

Un tímido empleado de una imprenta (Henry), que vive en el departamento de un edificio muy sórdido, concurre a la casa de los padres de su ex - novia respondiendo a una invitación a cenar… lo que no sabía Henry es que en la ocasión se enteraría de que es “padre” o al menos eso parece, luego de que su ex - suegra le enrostrara que su hija tuvo una criatura que más parece un engendro que un bebé normal… la cosa es que es obligado a casarse con ella y a soportar al pequeño monstruo por hijo…


COMENTARIO:

Primer filme de David Lynch, cuya propuesta de contenido y visual ya marcaron la pauta de lo que sería el cine de Lynch… imágenes surrealistas atractivas sin una historia definida, una fotografía sugerente (en blanco y negro), actuaciones de buen nivel (con personajes de antología como los padres, la vecina y la enigmática mujer del escenario), escenas provocadoras e inquietantes más cercanas a la poesía y al simbolismo y una dirección de arte cuyo escenario es un personaje más (en este caso el entorno de decadencia industrial irradia hastío y angustia)…
Lo expuesto en el argumento es medularmente lo que se puede traducir en la película como una historia lineal, pero en realidad, Lynch se encarga de golpear nuestras conciencias con un comienzo onírico donde se entremezclan la vida y la muerte y con un final macabro y deprimente…
Soy un declarado seguidor de Lynch, de su dimensión sin determinantes racionales, donde se deslizan diversas temáticas internas del realizador y más profundamente sobre el ser humano… así tenemos EL HOMBRE ELEFANTE, TERCIOPELO AZUL, CORAZÓN SALVAJE, TWIN PEAKS, CARRETERA PERDIDA… en fin, un sin número de títulos, algunos más representativos que otros, que han hecho de su carrera una muestra maravillosa de la poesía existencialista más cruda y el talento enconado de un hombre obsesivo que siempre se mantuvo al margen del cine industrial y cuando se le acercó, tuvo fracasos tanto creativos como comerciales (DUNA)… David Lynch es para mi el padre del cine independiente, el cerebro capaz de crear momentos que hieren al espectador, pero no por su explicites, sino por lo macabro que encierran, por la ilógica con que desnuda el sistema humano muchas veces estúpido y esquematizado… en eso Lynch es un maestro y se le agradece…
En cuanto a la cinta propiamente tal, hubo momentos en que realmente me entretuve, a pesar de su hermetismo, instantes en que esta concepción de imágenes ilógicas, sólo a partir de la lógica más extrema, me hicieron estallar por dentro… específicamente en las secuencias dentro de la casa de la ex – novia y la cena con los padres (sin dejar de lado la presencia jocosa de la abuela) y los momentos donde los chirriantes aullidos de la criatura exasperaban no sólo a los protagonistas (muy bien lograda, con efectos básicos pero efectivos)… lo demás, bastante aburrido, pero el metraje se paga por los dos pasajes antes descritos…
La recomiendo para los fans de Lynch y para los que deseen experimentar algo más que sacudones y cabritas…


UNA BUENA PELÍCULA QUE ES UN CORRECTO ANTECEDENTE PARA EL PRIMER PASO EN EL CINE DE ESTE MONSTRUO QUE ES DAVID LYNCH…